Superar el síndrome de la silla vacía

El síndrome de la silla vacía es conocido en psicología como aquel que se caracteriza por un sentimiento de tristeza que aparece en celebraciones importantes como las Navidades, cumpleaños, aniversarios, provocado por la ausencia de un ser querido. ¿Cómo puedes superarlo? Desde funeraria Albacete te damos algunas claves.

La falta de un ser querido y el síndrome de la silla vacía cómo superarlo

Falta poco el día de Nochebuena y este año hay una ausencia en tu mesa. Te sientes triste, desolado, no te apetece celebrar nada pero tampoco quieres fastidiar al resto de la familia con tus lamentos. ¿Te suena esta situación? ¿La has vivido alguna vez? Si no es así, en algún momento tendrás que afrontarla, forma parte de la vida. Pero ¿cómo hacerlo? ¿cuáles son las claves? A continuación te damos algunas de ellas para superarlo, aunque en cualquier caso te recomendamos que consultes con un especialista.

1. Reconoce qué te ocurre en todo momento

Es importante que reconozcas qué te ocurre y que te apoyes en tus seres queridos, que les cuentes cómo te sientes. El callarnos, el ocultar nuestros sentimientos no es bueno a la hora de afrontar este u otro problema en la vida.

2. Reúne unos días antes a tus familiares

Es bueno que unos días antes de la celebración te reunas con tus familiares y habléis de cómo lo vais a celebrar. Expresarte con total confianza es fundamental para superar la situación. ¿Vais a celebrarlo tal y como lo hacíais con la persona que ya no está con vosotros? ¿Este año también habrá regalos y sorpresas? ¿Vas a decorar la casa? Habladlo todo con total confianza. 

3. Dedica un momento a la persona querida el día de la celebración

Dedicar unas palabras, un poema, etc. a ese ser querido que falta durante algún momento de la celebración y/o hacer un brindis por ella pueden resultar aliviadores.

4.Apóyate en el resto de familiares el día de la celebración

Cuéntales cómo te sientes a tus familiares queridos. Hablar y contar lo que nos pasa es tremendamente terapéutico. Además disfruta de su compañía, de lo que te aporta cada uno de ellos.

5.Acude a terapia

Si a pesar de estas recomendaciones te ves incapaz de superar esta situación puedes acudir a la terapia de la silla vacía. Consiste en una especie de diálogo frente a una silla que representa a la persona que nos falta a la que le contamos cómo nos sentimos y qué nos sucede desde que se ha ido. Finalmente terminamos por entender qué nos está sucediendo y cómo superarlo.

El síndrome de la silla vacía puede invadirnos a cualquiera de nosotros en cualquier momento. Con estas sencillas pautas podemos vencerlo sin mayor dificultad.

El respeto, la confianza y la cercanía que caracterizan a funeraria Albacete te ayudarán en estos momentos. ¡Conócenos!